desayunos con kiwi archivos - Kiwi Atlántico
Desayunos con kiwi para los niños de la casa

Desayunos con kiwi para los niños de la casa

El desayuno, tal y como hemos recalcado en nuestro blog es varias entradas, es una de las partes más importantes de una dieta equilibrada. Con una mermelada de kiwi podrás preparar decenas de desayunos con kiwi muy saludables.

En la infancia, la importancia de un buen desayuno es mayor. Al tratarse de la primera comida del día, es la fuente de energía que utilizarán para afrontar el día con energía y vitalidad. El saltarse esta comida provoca cansancio y falta tanto de concentración como de memoria. 

Con las receta de mermelada de kiwi de hoy no te faltarán ideas saludables para ofrecerle cada mañana a los peques de la casa. ¡Vamos allá!

Receta mermelada de kiwi para los desayunos

La mermelada es una opción a tener en cuenta a la hora de alegrar desayunos y meriendas. Además de su delicioso sabor puedes realizarla en casa de una forma sencilla con nuestros kiwis. ¡Te contamos cómo!

Ingredientes

  • 1 kg de kiwis Atlántico ligeramente maduros
  • 500 g de azúcar
  • Zumo de limón
  • 1 cucharadita de agar agar (opcional)

Preparación

  • Pelar los kiwis y trocearlos. Colocar en una olla grande, procurando recoger la totalidad de los jugos que suelten.
  • Regar con zumo de limón y cubrir con azúcar. Mezclar bien, tapar con un paño y dejar reposar un mínimo de dos horas (si es posible durante toda la noche).
  • Colocar la cazuela al fuego y llevar a ebullición. Dejar cocer a fuego lento y remover de vez en cuando. Retirar un poco la espuma que va soltando. 
  • Mientras, lavar y secar bien los tarros. Colocar en el horno a unos 180º y hervir las tapas en agua.
  • Comprobar el punto de la mermelada para comprobar si se encuentra en el espesor deseado. La fruta debe estar casi deshecha. Tras 45 minutos, estará suficientemente espesa para retirar. Si lo deseas, es el momento de añadir el agar-agar.
  • Envasar con cuidado, limpiar la rosa y cerrar bien los tarros boca abajo. Cuando se enfríen, se hará el efecto vacío perfecto para su conservación. 
  • Una vez preparada ya tienes un elemento clave para ofrecer a los niños por las mañanas. ¡Untando en pan fresco les encantará!

(Fuente de la receta: directoalpaladar)

¿Qué te han parecido estas propuestas? Tomar kiwi puede llegar a ser muy divertido. Pruébalo y cuéntanos qué tal.

3 Smoothies de kiwi que cargarán tu día de energía

3 Smoothies de kiwi que cargarán tu día de energía

¿No te ha pasado que te has levantado por la mañana y aburrido de la leche o café te has ido al trabajo sin desayunar? El desayuno es considerado la comida más importante del día puesto que es la primera ingesta de comida y revitalización de la energía tras un largo periodo en ayunas. 

Como sabes, nosotros nos preocupamos por ti y por tu bienestar, por lo que estamos convencidos de que tras leer este post, aprovecharás mucho mejor tus días. 

Beneficios de un buen desayuno con kiwi

Pese a no parar de escuchar que el desayuno es la comida más importante del día, parece que todavía gran parte de la población opta por saltárselo. Para convencerte de la importancia de un buen desayuno, y esperamos que esta vez sea la definitiva, te traemos una lista de los beneficios que tiene para nuestro organismo. 

  • Activa el metabolismo tras muchas horas de descanso nocturno.
  • Mejora la concentración y el rendimiento.
  • Contribuye al control del peso y a mantener tu salud y bienestar
  • Evita la necesidad de picar entre horas 
  • Mejora tu estado de ánimo, gracias a la energía y nutrientes que aporta

Somos conscientes de que algunas mañanas se hacen cuesta arriba, a nosotros también. Sin embargo, la pereza o cansancio no puede ser una excusa para saltarse el desayuno. Todo lo contrario, cargará de energía y vitalidad tus días. 

3 Smoothies de kiwi

Los smoothies son actualmente una de las opciones preferidas no solo para deportistas, sino también para incorporar en la dieta diaria de cualquier persona. Esto se debe a que son sencillos de hacer, deliciosos y lo más importante, muy nutritivos.

La diferencia entre los smoothies y los zumos es que los primeros son preparados en una batidora, dando como resultado una textura más espesa que los zumos, los cuales se preparan con un exprimidor o licuadora.

Estos batidos han cobrado tal relevancia que podéis encontrar numerosas variedades y recetas adaptadas a cualquier gusto. Hoy os traemos tres propuestas que nos encantan y que no te llevarán nada de tiempo.

Smoothie de mango y kiwi

El mango y el kiwi son dos grandes aliados en cuanto a batidos se refiere. En este caso, irá acompañado también de naranja y melón. Pela y trocea las cuatro frutas y échalas en el vaso de tu batidora. Añade un poco de agua y tritura hasta obtener una mezcla fina y homogénea. 

(Fuente de la receta: cucute)

smoothies de kiwi
glasses of kiwi juice put on wooden cutting board

Smoothie de kiwi, plátano, naranja y chía

Esta opción es perfecta para todos los intolerantes a la lactosa que nos leen.¿Pensabais que no ibais a poder disfrutar de estos deliciosos batidos? La mayor parte de los smoothies contienen leche o derivados. Sin embargo, debéis de saber que son muchas las opciones existentes que no llevan lácteos y de los que podéis disfrutar sin preocupación. 

Tan solo necesitarás 3 kiwis verdes y 2 amarillos, 1 plátano, 2 naranjas y 20 gramos de semillas de chía. Incorporar en el vaso de la batidora la pulpa de los kiwis y el plátano previamente cortado. Exprimir el zumo de las naranjas y añadir a lo anterior junto con las semillas. Finalmente triturar y a disfrutar.

Además, puedes añadir un poco de jengibre rallado pero ¡ten cuidado,no vayas a pasarte!

(Fuente de la receta: recetassinlactosa)

Smoothie de kiwi y fresas.

Si eres amante de las fresas y del kiwi pero te resulta complicado encontrar ambas frutas en la misma época, siempre puedes recurrir a una de las dos formas congeladas. Tan solo necesitas 400 gramos de fresas congeladas, tres o cuatro de nuestros kiwis y dos vasos de leche. 

En tu batidora, mezcla todo a máxima potencia y disfruta del sabor resultante. 

(Fuente de la receta: recetasdebatidos)

Después de leernos, ni Audrey Hepburn se hubiera resistido a cambiar los diamantes por un buen “Desayuno con Smoothies”. Queremos saber cuál nos recomiendas. ¿Con qué smoothie te quedas? 

Un desayuno con kiwi para combatir el extreñimiento

Un desayuno con kiwi para combatir el extreñimiento

Una de las características que ha hecho famoso al kiwi verde, el de toda la vida, es la de ser una solución para combatir el estreñimiento. Este efecto se debe principalmente a tres factores: su contenido en fibra, sus ácidos y otras sustancias reguladoras del tránsito intestinal. Cabe destacar que su consumo junto con las semillas lo hacen superior a la mayoría de frutas en contenido en fibra. El ácido cítrico, de igual manera, actúa como un laxante de efecto suave, especialmente si se toma en ayunas.

Si bien es cierto que ese rasgo ha convertido al Kiwi en una de las frutas más difundidas, posee muchos otros beneficios para la salud que lo hacen una de las frutas más recomendables del mercado. 

Hoy nos hemos propuesto que tu tránsito intestinal funcione como un reloj y que todo salga bien. Por eso, creemos que lo mejor es que, en cuanto te levantes, desayunes un kiwi verde. Te puedes comer la pieza solamente, claro que sí, pero a veces hay que darle un poco de alegría a la jornada. ¿Qué te parece si te preparas un buen zumo de lo que más te guste (el de kiwi también está rico) y una buena barra o bolla de pan y te preparas una tostada con kiwi y queso mascarpone?

Prepara tú mismo el queso mascarpone

Ingredientes

1/2 lt. de crema de leche (nata de montar)

7cc de jugo de limón

Elaboración

  1. Colocar la crema en una olla y llevarla a fuego medio, controlarla que llegue hasta los 80…85°C. Pueden usar un termómetro o ver la explicación que les dejé más arriba.
  2. Retirar del fuego y revolver mientras esperamos que la crema baje la temperatura hasta unos 55°. Este proceso es para hacer una reducción de la crema, y conseguir que una parte del agua que contiene se evapore, dejándola más espesa. Revolver durante 10 minutos aproximadamente.
  3. Llevar nuevamente la crema al fuego y esperar que llegue al punto de 80/85°. Entonces vamos a agregar el jugo de limón. Mezclar bien y retirar del fuego.
  4. De nuevo vamos a revolver unos 10 minutos mientras baja la temperatura a unos 55/60°C. Una vez que haya entibiado, llevar la crema a un bol, tapar con papel film y hacerle unos agujeritos, no tiene que quedar hermética. Dejar reposar por 3 horas.
  5. Luego de ese tiempo, colocar un repasado o un lienzo limpio y no muy grueso en un bol. Volcar la mezcla de crema sobre el repasador, tomar los cuatro extremos del lienzo y hacer una especie de bolsita, con el queso por dentro. Colgar de un estante de la heladera con un pote debajo para que drene el agua (en el video es más claro este paso) y dejar drenar por unas 24 horas.
  6. Pasadas las 24 horas, retirar del repasador y llevar a un frasco o pote para guardar. Se conserva muy bien en la heladera y puede durar hasta 3 semanas.

Una vez que tienes el mascarpone preparado, corta el kiwi que te apetezca en rodajas, mete la rebanada de pan en el horno hasta que la notes crujiente y, una vez que todo este listo, monta la tostada.

Esta desayuno no solo te servirá para empezar el día con energía y una sonrisa, también para solucionar tus problemas de extreñimiento. ¡Fuera la incomodidad!

(Fuente de la riquísima receta: Paulacocina.net)

Muesli con kiwi para el desayuno de los peques

Aquí te presentamos un plato delicioso para completar un desayuno muy sano y digestivo, ideal tanto para ti como para tus hijos, ya que contiene lo esencial para empezar el día con mucha energía.

El kiwi es una fruta muy rica en fibra y en cobre, esencial para el crecimiento de los niños, pues fortalece los huesos y hace desarrollar el cerebro y el sistema inmunitario. Además contiene más vitamina C que una naranja.

Kiwicortado

Ingredientes

 50 gr. de muesli

1 kiwi

 100 ml. de leche

Un puñado de pasas

Preparación del desayuno

Lavar y pelar el kiwi, cortarlo en rodajas o trocitos. Puedes añadir también plátano u otras frutas.

Poner el muesli y las pasas en un bol. Echa el kiwi en rodajas y la leche, caliente o fría según prefieras. También puedes utilizar un yogur en lugar de leche.

 

Fuente (con mis hijos)