¿Tienes unos kiwis muy maduros y no sabes qué hacer con ellos antes de que se estropeen? No te preocupes, te vamos a dar una extraordinaria solución para aprovecharlos y conseguir un complemento ideal para un desayuno perfecto. 

La solución no es otra que elaborar con esa fruta muy madura una buena mermelada que nos permitirá disfrutar de nuestros kiwis de Kiwi Atlántico durante mucho tiempo. Para ello, para que los puedas disfrutar, te vamos a explicar cómo elaborar mermelada de kiwi de una manera rápida y sencilla.

¿Qué ingredientes necesito para hacer la mermelada de kiwi?

Para elaborarla necesitaré los siguientes ingredientes:

  • 8 piezas de fruta
  • 1 limón
  • Medio vaso de agua
  • 500 gramos de azúcar blanco
  • 1 cucharada de mantequilla

¿Dónde envasaré la mermelada de kiwi?

Para almacenar la mermelada será preciso contar con varias botellas o tarros limpios de cristal. Estos deben estar estirilizados para garantizar una óptima conservación. Para ello, simplemente déjalos en el horno durante al menos 20 minutos para que se esterilicen y sean apropiados para el envasado.

Desayuno de mermelada de kiwi

Pasos para elaborar la mermelada

  1. Lava los kiwis, pélalos y córtalos en mitades. 
  2. Exprime el limón para obtener su jugo.
  3. Coloca los kiwis en pedazos, el zumo de limón y el agua en un cazo. Cocina la mezcla durante media hora hasta que la fruta esté tierna. 
  4. Retira el cazo del fuego, le añades el azúcar y remueves hasta que el azúcar se disuelva. Añadimos finalmente la mantequilla y de nuevo removemos hasta que todo quede bien compacto.
  5. Volvemos a poner el cazo al fuego y lo cocemos todo durante 30 minutos. Prueba de vez en cuando la mezcla para ver que tenga la consistencia perfecta. 
  6. Una vez que quede bien consistente retiramos la mermelada del cazo y la envasamos inmediatamente en los tarros que habíamos esterilizado con anterioridad. Ahora solo queda disfrutar de esta riquísima y sencilla receta de mermelada de kiwi. ¡Buen provecho!