Alimentos para combatir el catarro en otoño

Alimentos Otoño

Alimentos para combatir el catarro en otoño

Hace semanas que cambiamos de estación, pero en los últimos días hemos empezado a notar realmente que ya está aquí el otoño. Ha llegado el frío, y con él, los resfriados, catarros, y las gripes.
Dolores de cabeza, congestión, fiebre en ocasiones, y una sensación de malestar que se apodera de nosotros durante unos días. A toda costa evitamos caer, y para ello ya hemos vuelto a recuperar nuestros abrigos para combatir el frío. Pero con eso no basta.
Además, debemos cuidar lo que comemos. Una alimentación adecuada y saludable incrementará nuestras defensas, y nos ayudará a prevenir y combatir los virus. Para lograrlo, la vitamina C debe ser protagonista.
Desde Kiwi Atlántico os proponemos diversos alimentos que no pueden faltar en vuestra dieta otoñal, ya que están repletos de vitaminas y nutrientes y resultan perfectos para fortalecer nuestro sistema inmunitario.

Kiwi

Empecemos por el principio. Tal vez al leer que la vitamina C debe ser protagonista en nuestro otoño, algunos habéis pensado en el zumo de naranja. Pero lo cierto es que el kiwi tiene prácticamente el doble de vitamina C que ésta. Nuestro organismo no puede producir la vitamina C por sí solo, ni tampoco la almacena. Por ello debe adquirirla a través del consumo de frutas y verduras.
Además, la vitamina K es otro de los fuertes del kiwi; refuerza los huesos y es la encargada de la coagulación de la sangre. El consumo de kiwi también nos aporta antioxidantes y fibra, disminuye la fatiga y aumenta nuestra energía, por lo que resulta el alimento perfecto también para la época otoñal.

Kiwi Otoño

Huevo

Se recomienda que el huevo esté siempre presente en nuestra dieta, de hecho, se aconseja el consumo de dos o tres huevos cada semana, aunque lo ideal es que no sea fritos. Por suerte, es un alimento que ofrece diversas posibilidades; tortilla, huevos rotos, duros…
Nos aporta muchos más beneficios de los que pensamos; contiene diversos minerales, entre los que destacan el selenio y el zinc, que ayudan a fortalecer nuestro sistema inmunitario.
Cuando nuestro cuerpo se encuentra por debajo de los niveles indicados de estos minerales, los episodios de gripe y resfriados aumentan.

Calabaza

Ayuda en gran medida a nuestras defensas y es, sin embargo, uno de los alimentos más olvidados habitualmente en nuestra lista de la compra. Contiene beta-caroteno, una sustancia que, una vez es absorbida por nuestro organismo, pasa a ser vitamina A.
Con ella también reforzamos nuestras defensas y prevenimos enfermedades, sobre todo aquellas que tienen que ver con el sistema respiratorio. De hecho, además de ayudarnos a prevenir estas dolencias, resulta también un alimento muy recomendable si estamos pasando por una gripe, pues nos ayudará a eliminar mucosidad en garganta, bronquios y pulmones.
Existen diversas opciones para incluir la calabaza en alguno de nuestros platos semanales; ya sea salteada, en sopas, en cremas…

Calabaza

Jengibre

Además de para prevenir y aliviar los síntomas de un catarro, el jengibre nos vendrá bien en caso de dolor de estómago o náuseas. Esta raíz con sabor picante posee muchas y muy diversas propiedades; antibacterianas, antipiréticas y analgésicas, aumenta la temperatura corporal (perfecto para eliminar las toxinas) y mejora el sistema inmune.

Para disfrutar del jengibre en otoño, la mejor opción es añadir una cucharada de jengibre rallado a una infusión con un sobrecito de té. También puedes añadirle miel y limón al gusto.

Olympus Digital Camera

Miel

¿Quién no ha disfrutado nunca de esa cucharadita de miel con leche caliente una mañana de frío? La miel es otro de los imprescindibles de otoño. A todos nos lo han dicho en casa desde que éramos pequeños; es el mejor remedio para el dolor de garganta.
Su poder antitusivo supera incluso el de algunos jarabes contra la tos. Es un alimento que también nos servirá para prevenir resfriados este otoño ya que no solo sirve para aliviar el dolor, sino que también aumenta y mejora nuestras defensas.

Ajo

Desde siempre, el mejor antibiótico natural. Por raro que resulte, nos referimos al ajo crudo, sin cocinar. Pues se dice que así no pierde ninguna de sus muchas propiedades.
Como muchos de los alimentos que hemos nombrado hasta ahora, no sólo nos ayudará a prevenir, sino que también resulta curativo.
Ayuda a tratar infecciones y a acabar con la tos, así como a prevenir la congestión. Con él, nuestro organismo mejorará su respuesta ante virus y bacterias, y aumentará nuestras defensas.

Ajo

Os hemos presentado a nuestros aliados, ¿cuáles son los vuestros?

Es vuestro turno, contadnos ese truco casero que os ayuda a disfrutar del otoño sin sufrir gripes, catarros, ni resfriados. Sabemos que tiene que estar en vuestra alimentación, así que decidnos, ¿cuál es ese ingrediente secreto con el que afrontáis esta época del año? ¡Esperamos vuestros comentarios!

Sin comentarios

Publica un comentario